Alex Saab, un largo historial…

Tras los hechos del pasado 16 de octubre del año en curso con respecto al empresario colombiano Alex Saab, una serie de incógnitas e intriga alrededor de su historial y su conexión con el régimen de Nicolás Maduro en Venezuela han cobrado relevancia.

Hasta no hace mucho, era un completo desconocido para la sociedad internacional, la primera vez que se le vio en público fue el 28 de noviembre de 2011 cuando las relaciones diplomáticas entre Colombia y Venezuela seguían estables, día en el que Juan Manuel Santos y Hugo Cháves firmaron un acuerdo bilateral para construir viviendas sociales.

En el día, de los hechos, Saab se presentaba como el empresario colombiano que iba a recibir 530 millones de dólares para iniciar la construcción de las casas, siendo así, como el primer contrato con el que Saab se convirtió en operador de la revolución bolivariana, recibiendo extensas cantidades de dinero para obras en común.

También lee : El Gobierno de Biden hace un segundo intento por finalizar el programa ‘Quédate en México’

De igual forma, tras los hechos, se estima el esquivo de los embargos económicos de Washington que se había encargado de llevar oro a Turquía evadiendo el control cambiario; siendo así para el Departamento del Tesoro el principal testaferro del presidente Nicolás Maduro.

El estado de Washington calcula que los dividendos que Saab obtuvo de los negocios que hizo con el aval del gobierno venezolano se estiman de entre más de mil millones de dólares, cuando el empresario entabló una demanda por difamación rechazada por las cortes en el año 2017.

El periodista Gerardo Reyes establece en una entrevista con Santiago Torrado que, “de acuerdo con mis fuentes, Saab se vuelve muy importante porque el Gobierno, y específicamente la esposa de Maduro, Cilia Flores, identifica en él un tipo ingenioso al que los retos lo motivan para buscar otras fórmulas, rápidas y eficientes, para burlarse del Gobierno de Estados Unidos”.

Además, afirma que el empresario ya había sostenido conversaciones con la DEA antes y después de ser acusado, tanto de forma directa como a través de un emisario, el cual, envió un mensaje al presidente Trump haciendo ver la magnitud de los conocimientos de Saab sobre los secretos del Gobierno de Maduro, asegurando la victoria en las elecciones a Trump con tal de recibirlo.

En junio de 2019, el Departamento de Justicia de Estados Unidos presentó cargos contra Saab y otro empresario llamado Alvaro Enrique Pulido por lavado de dinero de hasta unos 350 millones de dólares que habrían obtenido a través del sistema de control cambiario en Venezuela; agregando a todo esto, la acusación por incumplimiento de un contrato para entregar materiales de construcción de viviendas en sobrecostos del programa Gran Misión Vivienda Venezuela.

Sumando todos los hechos en cuestión, cabe recalcar que, de acuerdo a la ex-fiscal venezolana Luis Ortega Díaz, ex-aliada de Chávez, Saab operaba como testaferro de una empresa de Maduro en los Comités Locales de Abastecimiento y Producción (CLAP).

Saab se mantuvo desapercibido ante las autoridades internacionales hasta el 12 de junio de 2020, donde fue apresado en Cabo Verde,  un archipiélago de África Occidental (Cedeao) y solicitado por la Interpol el 13 de junio del mismo año.

El 16 de octubre de 2021, el empresario fue extraditado a los Estados Unidos y el 18 de dicho mes fue su primera audiencia ante las autoridades en Miami.

El primero de noviembre del año en curso el juzgado de Florida desestimó siete de los ochos cargos de lavado de dinero contra el colombiano según documentos judiciales.

Dicha moción es avalada por el Departamento de Justicia de Estados Unidos el cual establecía que durante el proceso de extradición, EE.UU envió una garantía a la República de Cabo verde donde Saab no sería procesado ni castigado por más de un cargo de la acusación, cumpliendo la ley de Cabo Verde sobre la pena de máxima prisión.

Sin embargo, Saab aún enfrenta un cargo de conspiración por cometer lavado de dinero, siendo procesado del mismo el próximo 15 de noviembre según el expediente judicial.