Argentina: Richmond entrega más de un millón de Sputnik V

Hoy 12 de julio se dio la primera entrega de más de un millón de dosis de la vacuna Sputnik V creada en el país que fue formalmente recibida por el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero; y la ministra de Salud, Carla Vizzotti.

Las vacunas Sputnik V fueron elaboradas localmente por el Laboratorio Richmond y se encuentran almacenadas en un una planta de Operaciones Logísticas, en la ciudad Malvinas Argentinas de la provincia de Buenos Aires.

El laboratorio prometió una cantidad de tres millones de vacunas para agosto, y la actual entrega es de 1.152.500 de Sputnik V de las cuales 995.125 dosis son del componente 1 y 152.500 dosis del componente 2 de la vacuna.

Tanto el jefe de gabinete como la ministra de salud dieron una conferencia de prensa donde ofrecieron detalles sobre las primeras vacunas realizadas en la Argentina para completar el Plan Estratégico de Vacunación. En la reunión no participó el presidente del laboratorio,

Marcelo Figueiras, ya que cumple con el aislamiento obligatorio de siete días al volver del extranjero, en su lugar participaron Juan Manuel Artola, CEO de la empresa y Elvira Zini, directora científica.

También lee : Dosis de refuerzo: ¿por qué la OMS ha pedido demorar su aplicación?

La ministra destacó el día miércoles que hay una demanda muy alta por la vacuna contra COVID-19 dado que alrededor del 80% de la población empezó con el esquema de vacunación. Vizzoti indicó que «todavía tenemos personas que tienen alguna duda y personas que no acceden a la app para pedir el turno, pero se está yendo casa por casa para favorecer el acceso».

Las dosis argentinas de Sputnik V habían empezado a realizarse hacía cinco semanas, solo faltaba la aprobación de Rusia con respecto al control de calidad. La aprobación llegó hace aproximadamente ocho días y las primeras 150.000 dosis estaban disponibles desde la semana anterior.

La vacuna Sputnik es una de las más eficientes, con la variante Delta, una de las variantes más mortales, su eficacia fue de un 83,1% contra la infección con síntomas y de un 94,4% con respecto a las hospitalizaciones.